Asesoramiento 2 de junio de 2021

Llega el miércoles y ya sabemos qué nos toca: luchar por nuestros derechos energéticos y dar caña a las energéticas y a la Administración, ¡nos encontramos de nuevo en el asesoramiento colectivo!

Las compañeras dan la bienvenida, nos explican qué es la APE y nos dan cuatro pautas muy concretas de pasos a seguir si nos encontramos en situación de vulneración de derechos energéticos. También las compañeras del IREC nos avisan de que es el último día para participar en el proyecto que ofrecen para optimizar las facturas.

Una vez hecha toda la parte de introducción, empezamos con los casos, primero aquellas personas que vienen por primera vez.

El primer caso es el de Paula, que vive en Barcelona de alquiler y la instalación eléctrica de su casa ha estado en muy mal estado, hasta el punto de poner en riesgo su vida. Quiere saber si hay alguna manera de poder recibir una compensación económica de la propietaria, y la respuesta es que se trata de un caso complicado y que ella deberá valorar si le merece la pena entrar en temas más judiciales. Igualmente le recomendamos que se ponga los suministros a su nombre y que vaya al PAE para optimizar las facturas y a la PAH por el tema de la vivienda.

El siguiente caso es el de Angelito, que vive en una parte de una antigua fábrica de Vic de donde lo quieren echar para destinar el uso del espacio a otra cosa. Le comentamos que su caso no entraría en el convenio que recientemente se ha firmado con Endesa para disponer de contadores sociales y que por este motivo es urgente que exija a Servicios Sociales una solución habitacional a su caso.

Seguidamente, Irene explica que está ocupando una casa en Salt de un fondo buitre y que quiere regularizar los suministros. Comentamos que se puede descargar de la web de la APE un documento útil tanto para el agua como para la electricidad para acceder a contadores sociales para entregarlo a Servicios Sociales.

Ingrid de Hospitalet de Llobregat celebra que tiene un alquiler social gracias a la PAH y está interesada en optimizar las facturas de gas y agua. Comentan las compañeras que cambiarse de comercializadora del gas a una regulada es la mejor opción y que puede pedir la tarifa social y el fondo de solidaridad a la compañía del agua.

Con Raquel de Ciudad Meridiana celebramos una victoria APE, porque el 21 de mayo le cortaron el agua y ahora, gracias al esfuerzo colectivo, ya tiene un contador social.

Igualmente con Carlos de Santa Coloma, que ya tiene contador social de agua, aunque desde Servicios Sociales se atascaron bastante tiempo los trámites necesarios para llevarlo adelante.

Compañeros de Almacelles nos presentan un caso de un matrimonio de avanzada edad que recibe acoso y amenazas por parte de la empresa para que pague una deuda de 1200 euros. Se les comenta que se puede enviar correo desde APE para presionar a la empresa para que deje de hacer estas prácticas.

Marisol del Poble Sec, pidió hora al PAE hace dos meses y no ha recibido respuesta. Hablaremos con el PAE para que la atiendan cuanto antes.

Mónica de Hospitalet también celebra una victoria APE, porque el 19 de mayo le cortaron la electricidad, pero con los trámites con Servicios Sociales conseguimos que le reconectaran. Comenta que los trámites con Servicios Sociales siempre son muy lentos, que intenta hacer trámites, pero no la atienden. Mientras tanto, comentamos que puede hacer trámites para poner a su nombre los suministros.

Mounia es de Santa Coloma de Gramenet, vive con su hijo de 4 años y ha pedido el contador social de la electricidad y todavía no se lo han puesto, lleva 8 días sin electricidad. Presionaremos al PAE para que se pongan las pilas.

Lucía de Ciudad Meridiana pregunta por la condonación de deuda con Naturgy y comentamos que desgraciadamente falta que se firme el convenio con esta compañía.

Por último, María Luisa de Sabadell quiere saber cómo pagar menos en la factura del agua. Habrá que revisar qué descuentos se pueden pedir en esta ciudad.

Y hasta aquí este largo asesoramiento. No descansaremos hasta lograr el acceso universal a los servicios básicos, ¡por ello dentro de quince días nos encontramos! ¡Ni sed, ni frío, ni oscuridad!