Logo APE_blanc_header

Valoración APE del Primer Congreso Catalán sobre Pobreza Energética

photo253081863201073416

Desde la Alianza contra la Pobreza Energética valoramos positivamente el encuentro del Primer Congreso Catalán sobre Pobreza Energética porque consideramos imprescindible que el fenómeno de la pobreza energética se trabaje de manera transversal y se depositen los máximos esfuerzos en trabajarlo. Precisamente para no desfallecer en esta lucha de largo recorrido, desde la APE, sin embargo, vemos necesario que después de las reflexiones y el trabajo conjunto, los movimientos sociales, las entidades, administraciones públicas y otros entes demos un paso adelante para acelerar, dada la urgencia, las respuestas integrales a la pobreza energética.

En segundo lugar, ponemos en valor que la iniciativa agrupara a actores tan distintos dispuestos a afrontar la pobreza energética trabajando juntos; pero como movimiento social nacido de la lucha en la calle, consideramos que ha faltado un enfoque surgido más desde las bases, de cómo sumar fuerzas desde una visión “bottom-up”, desde abajo, desde el grueso de gente afectada, construyendo una visión crítica desde la ciudadanía empoderada.

Por otra parte, hemos echado de menos también espacios específicos donde hablar directamente sobre la estrategia conjunta ante las empresas suministradoras, precisamente porque es uno de los elementos clave de la ecuación, y uno de los principales retos. Ha habido muchos y diversos espacios centrados en algunos de los factores causantes de la pobreza energética, como el mal estado de los edificios (y por tanto, la necesidad de estrategias de eficiencia energética o la formación sobre los hábitos de consumo) y la vulnerabilidad/precariedad económica de las familias (y la protección social y el acceso universal garantizado en este sentido), pero no podemos dejar de abordar la cuestión de los precios de la energía y del mismo (mal) funcionamiento del sector eléctrico, así como los abusos del oligopolio energético.

Desde la APE, seguiremos mañana mismo, exigiendo a la Generalitat y a los municipios, que trabajen la completa aplicación de la Ley 24/2015 para acabar definitivamente con la pobreza energética. Que trabajen en un frente común para denunciar la irresponsabilidad expresa de las empresas suministradoras en la aplicación de soluciones estructurales, como una Tarifa Social adaptada a la situación económica de cada hogar, que implique la garantía de suministro a todas las familias vulnerables.

Los beneficios (multimillonarios) para financiar esta Tarifa Social existen, pero falta una Administración que deje de estar al servicio de las grandes eléctricas y las responsabilice de una vez por todas de una situación fruto de sus abusos. Por lo tanto, seguiremos vigilantes y luchando con fuerza desde la calle.

Alianza contra la Pobreza Energética

¡Ni sed, ni frío, ni oscuridad!

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone