Logo APE_blanc_header

Quarta crònica: 16 desembre “Muchas batallas diarias y en todas un denominador común: ellas [las compañías] nunca pierden”

jaumeQuarta crònica de la jornada d’assessorament col·lectiu de l’APE escrita per dues de les nostres activistes, la Maite Sainz i la Neus Escofet:

La Pobreza Energética está de moda. Tristemente de moda. Y mientras la banca hipócrita se sube al carro de pedir caridad para “los pobres hogares que les falta calor en invierno” a la par que continúan con su política de desahucios, Rebeca nos cuenta que se tiene que asear con garrafas de agua porque la vivienda que habita no la tiene en propiedad ni en alquiler, sino que es una realojada y, sin contrato a su nombre, la compañía no le da de alta el servicio.

A Jaume no sólo le cortaron el agua sino que se le llevaron el contador. Presionando a Servicios Sociales consiguió que se hicieran cargo de su deuda y le volvieran a dar de alta el suministro pero ahora vuelve a tener aviso de corte porque en realidad su situación económica no ha variado.

Y Jose Antonio,  cuando fue a negociar para que no le cortaran el agua le trataron fatal. Le obligaron a firmar un compromiso de pago con unos plazos totalmente inviables para él. La alternativa que le daba la compañía era el corte, como si tal compromiso fuera realmente una propuesta factible.

¿Pero qué puede hacer una familia cuando los cortes ya son una realidad en su día a día? ¿cómo asear a los niños cada mañana? ¿cómo vivir a oscuras, más a más cuando a las seis de la tarde ya es de noche? Algunas familias optan por medidas desesperadas y acaban pinchando la luz de la escalera o de donde sea, con el riesgo penal que supone y el peligro para su propia seguridad y la de los suyos. 

Muchas historias y mucha batalla diaria, y en todas un denominador común; que ellos nunca pierden.

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone